Los Bancos

0

La operación fundamental y primordial de los bancos consiste en servir de intermediarios para los pagos. En relación con ello, los bancos convierten el capital monetario inactivo en activo, esto es, que rinde beneficio.

A medida que van desarrollándose los bancos y que va acentuándose su concentración en un número reducido de entidades, de modestos intermediarios que eran antes, se convierten en monopolistas omnipotentes que disponen de casi todo el capital monetario así como de la mayor parte de los medios de producción y de las fuentes de materias primas de uno o de varios países.

El proceso de rescate, fusión y privatización de la práctica totalidad de las cajas de ahorro españolas no está guiado por la necesidad de sanearlas de activos tóxicos sino por el proceso de concentración de la riqueza del país cada vez en menos manos.

Concentrar capital fusionando entidades e inyectándoles capital público y ponerlas en manos de esos a quienes llaman los mercados privatizándolos. Un proceso que lejos de haber concluido cada vez va a más como estamos viendo con Bankia. Un proceso en el que se concentran también los beneficios. Llegando, en 2011, los 5 principales bancos españoles, Santander, BBVA, Caixabank, Bankia y Banco Popular a concentrar 1/3 de los beneficios totales del Ibex35. Unos 10 mil millones de € de beneficio neto en un año.

Pero lo más importante no es la concentración del capital y los beneficios en torno a la banca, si no sus consecuencias. Al concentrar la práctica totalidad del capital del país, los bancos por medio del crédito, controlan a las empresas, los autónomos y a las familias, adueñándose de sus beneficios y convirtiéndolos en esclavos que sólo viven y trabajan para pagar sus créditos.

Pero esto de nuevo no es lo más importante. Por medio del crédito los bancos controlan también al gobierno. Los principales partidos políticos tienen una deuda con la banca superior a los 187 millones de euros. El escándalo de Bankia ha sacado a la luz una deuda de más de 9,5 millones de € de los principales partidos con las cajas que formaron la entidad. Entre ellos el que más deudas tiene es IU con 4,1 millones. Deuda cuyo impago es perfectamente tolerada por los bancos y que es perdonada no se sabe a cambio de qué. Así por ejemplo:
El PSOE y PSC han logrado acuerdos de condonación de deuda desde 2004 por un valor superior a los 40 millones de euros.

La Caixa perdonó 7,1 millones de euros al PSC en diciembre de 2004.
La BBK, 21 millones de euros al PSOE en marzo de ese mismo año.
El Santander perdonó 12 millones al PSOE en mayo de 2006, tras 19 años de impago.
ERC se benefició tras el gobierno tripartito de una condonación de la Caixa por valor de 2,7 millones.
Caixa Galicia condonó 2,6 millones al PP cuando éste partido llegó al poder en 1996.
Unicaja perdonó a Izquierda Unida más de 2 millones de euros en 2009.

¿Puede entonces extrañarnos que los políticos mientras nos ahogan con recortes sociales, rebajas de sueldos, subidas de impuestos o el paro, destinen miles de millones de € a los fondos de rescate bancario?

Al hacerse con el control de los recursos económicos los bancos se han hecho también con el control de la producción, la sociedad y la política. Así no importa donde compremos, donde trabajemos o a que representante votemos. Por medio del crédito se aseguran de que el beneficio siempre llega a sus manos y de que elijamos al representante político que elijamos será alguien que representará sus intereses.
Esto es lo que existe detrás de la fachada de la libertad de comercio, la libertad de empresa y la democracia representativa. El monopolio y la dictadura de la banca.

Comments

comments

Share.

Leave A Reply