Dos años de 15M

0

peke

El comienzo de la indignación

Manifestación del domingo 15 de Mayo de 2011: “Vuestra crisis no la pagamos”

Pablo López.- La última legislatura del gobierno de Jose Luis Rodriguez Zapatero desemboca en una desazón sin parangón con la clase política española. Las alertas lanzadas desde el Grupo Mixto por los partidos de izquierdas no pueden hacer frente al cuello de botella bipartidista. El pseudosocialismo está dejando paso a una dictadura avalada por los dos grandes partidos. Mientras, la oposición de izquierdas y el pueblo no representado por los partidos censados, no dispone de medios económicos para luchar contra el monopolio PP-PSOE.

Ya no hay programas electorales sino acuerdos empresariales. La política parlamentaria ha muerto y la situación social a lo largo de 2010 va de mal en peor. El paro comienza a cebarse con los más jóvenes, los desahucios se ponen al orden del día, los directores de los distintos bancos se ponen indemnizaciones millonarias como premio a su mala gestión… Como consecuencia, a parte de los colectivos ya existentes como la Plataforma de Afectados por la Hipoteca, comienzan a aflorar con fuerza dos más: Juventud Sin Futuro (JSF) y Democracia Real Ya (DRY).

Manifestación de Juventud Sin Futuro. Jueves 7 de Abril de 2011. Calle Atocha. Imágenes de “En Protada”.

Tras meses de unión, debate y participando como convocante en varias manifestaciones previas JSF lanza su propia convocatoria. El 7 de Abril de 2011 una juventud con un futuro lastrado por culpa de gobierno títere autodenominado socialista sale a la calle. La sensación, como joven que participa en la marcha, es espectacular. Por primera vez en mucho tiempo siento que la juventud tiene sangre, tiene fuerza y lo quiere todo. La calle Atocha asiste atónita al despertar de una juventud alegre y combativa.

No hay pan para tanto chorizo. Conciso y claro. Es 15 de Mayo de 2011 y estamos cabreados. Asistimos con rabia a cómo los delincuentes de la Gürtel se llevan a la justicia por delante y a cómo la Troika nos impone en la sombra condiciones contra derecho. Si 10000 jóvenes sin futuro despertamos días atrás, hoy 50000 madrileños de toda clase despertamos porque nos sentimos estafados. Lo llaman democracia y no lo es.

Llego a casa Twitter está que echa fuego. ¡El 15M es trending topic mundial! Un grupo de personas decide quedarse en Sol. La policía les echa con diálogo y diplomacia digno de la democracia en la que vivimos, es decir, a palos. Tras el éxito mediático se convoca mediante las redes sociales una asamblea para el 16 de Mayo en Sol.

La tarde cae sobre la plaza, es 16 de Mayo y estoy con mi hermano pequeño en la Puerta del Sol. Me dice: “¿Qué es eso?”. Le contesto: “Es una asamblea”. El responde asintiendo con la cabeza: “Nunca he visto una”. Yo tampoco, y no dudo un instante. Soy joven e inexperto, pero con la idea muy clara de intentar hacer algo útil por la sociedad en la que vivo. Hay un largo debate de cómo incidir en el pueblo madrileño. Alguna cara conocida aparece, ¡es Willy Toledo! No hay autógrafos ni hay fotos. Willy es un compañero más, se sienta a nuestro lado y nos tratamos de tú a tú. Creamos pequeñas comisiones y se comienza a trabajar en cómo amplificar lo que ya empieza a ser un movimiento representante de la indignación colectiva, el movimiento 15 de Mayo.

Asamblea General de Sol 26 de Mayo de 2011

Madrugada del 17 de mayo 1.00. Me vuelvo a casa. Estoy enganchado a Twitter y Facebook. No puedo dormir. Definitivamente a las 6.30 vuelvo a Sol. En todas las entradas hay un por aquel entonces atípico despliegue policial. Sólo un muchacho de unos 20 años con una bandera de Islandia está posado en la boca de Metro de Montera. Me detengo a hablar con él e ipso facto tres antidisturbios se acercan a pedirnos la documentación. Nos indican que en toda la plaza no se puede estar parado, que hay que moverse. Me informa una compañera que están reunidos en el CSO Casablanca. Acudo. Intento ayudar en lo que puedo a lo largo de la mañana. A eso de las 12.30 un grupo de gente vamos a apoyar a los detenidos que están saliendo en Pza de Castilla. Ya se han escrito los primeros comunicados como Acampada Sol. Twitter se satura y la prensa de medio mundo se hacen eco de la ya denominada Spanish Revolution.

Es martes 17 de Mayo y a las 19.00 comienza a abarrotarse la Puerta del Sol. Unos 60.000 madrileños nos concentramos sin autorización previa rompiendo con los anteriores formatos de reivindicación. Trepo por la estatua que preside el centro de la plaza. Cada vez que recuerdo esa vista esbozo una inevitable sonrisa. Pasadas tres horas vienen las primeras lonas, cuerdas y cartones. La Acampada Sol comienza. Otro mundo es posible y éste ha echado a andar. El 15M se ha hecho un hueco en la historia, es imparable y nos está cambiando a todos.

“Dormiamos, despertamos… y el despertador sigue sonando”

Marchas de trabajadores 19 de Junio. Marcha Sur a su paso por el Reina Sofía

Maria M.- Dos años después me recorrió un escalofrío de nuevo. Dos años después me emocionó de nuevo el grito mudo y sobre todo el atronador ¡sí se puede! que rompió el silencio en la Puerta del Sol.

A pesar del cansancio que la lucha conlleva, a pesar de las idas y venidas, de los altibajos, de las despedidas y los desengaños, sigo creyendo que el 15m tiene todavía mucho que aportar.

Dos años después y con un carrito menos y unos pequeños pasos más unidos a esa multitud que buscamos el cambio y queremos un mundo mejor para nosotros y para nuestros hijos e hijas; con menos ilusión pero aún con fuerzas y ganas de seguir luchando, viví este nuevo aniversario con alegría. Porque en la vida todo es cambio constante y porque no soy la misma que hace dos años, entre otras muchas cosas porque el 15m me convirtió en protagonista del mundo que quiero construir y me ha permitido conocer a personas increíbles que luchan cada día contra el individualismo capitalista y crean redes de apoyo mutuo, pensando en abonar el campo del bien común y no solo su parcela particular.

Gracias compañeras, porque sea de la forma que sea, en el 15m o en cualquier otro lugar estamos generando espacios para lo común, espacios y formas de convivencia que van abriendo pequeñas grietas en la gran mole capitalista.

 

Mural improvisado en andamios de la Puerta del Sol. Mayo de 2011

Placa puesta a los pies de la estatua de Carlos III en la Puerta del Sol. Sólo duró unos días puesto que tras el desalojo de la plaza el Ayuntamiento procedió a arrancarla. Tras dos años no necesitamos ninguna placa. Las plazas son del pueblo y para el pueblo llueva, nieve o caigan pelotas de goma.

Comments

comments

Share.

Leave A Reply